Untitled Document

Aceite de Orégano: el milagro de la medicina alternativa

El aceite de orégano es el antibiótico final. El orégano es una hierba de gran alcance con propiedades curativas únicas. ¿Sabías que el orégano tiene ocho veces más antioxidantes que las manzanas y tres veces más que los arándanos? Los antioxidantes son necesarios para proteger nuestro cuerpo contra los radicales libres y refuerzan el sistema inmunológico de forma natural. ¡El aceite de orégano es el aceite vegetal más potente del mundo!

La distribución del aceite de orégano se inició en la antigua Grecia. En griego, la palabra orégano se traduce como la alegría de las montañas. Los griegos fueron los primeros en utilizar aceite para fines medicinales, tales como un antiviral potente, antibacteriano, agente antiséptico, antifúngico y también como un remedio para el dolor y la inflamación. Era la principal herramienta antibacteriana utilizada por Hipócrates. Las hojas de orégano se utilizan tradicionalmente para el tratamiento de enfermedades relacionadas con los sistemas respiratorio y digestivo.

Beneficios del aceite de orégano
Ingredientes principales del aceite esencial de orégano como fuente inagotable de minerales. Contiene calcio, magnesio, zinc, hierro, potasio, cobre, boro, manganeso, vitaminas C, A (beta-caroteno) y niacina.

  • Actúan como antisépticos y antioxidantes.
  • Poseen propiedades antisépticas, antivirales, anti-inflamatorias y anestésicos.
  • Exhiben propiedades antivirales y antisépticas.
  • Exhiben propiedades antifúngicas.

Y lo más importante, el aceite esencial de orégano no crea tensiones dañinas en el cuerpo y no tiene los efectos secundarios de los antibióticos farmacéuticos. Por otra parte, es eficaz contra las bacterias peligrosas e incluso mortales, pero no produce cambios biológicos en el cuerpo. El aceite esencial de orégano nutre el cuerpo y no agota los nutrientes como los antibióticos convencionales.

Los comentarios están cerrados.